¿La acústica de tu local es importante para ti, pero no sabes cómo resolverlo? ¿Eliminar la reverberación o eco? ¿Dudas entre varios tipos de materiales absorbentes, y a la vez quieres que sea una solución decorativa? En este post te vamos a dar las claves para entender qué materiales son absorbentes acústicos y cuáles son aislantes, cómo y dónde mejor utilizarlos para sacar el máximo provecho.

Al ser un post muy largo, te recomiendo que mires la tabla de contenidos para saber dónde buscar, y si necesitas ayuda o asesoramiento puedes ponerte en contacto con nosotros. Esa es la parte de nuestro trabajo que más nos gusta.

Decoración y acondicionamiento acústico: Ideas y soluciones (parte más práctica del post)

Dicen que

los arquitectos son sordos, y los ingenieros acústicos ciegos.

Los diseñadores queremos soluciones estéticas, pero somos conscientes de que deben ser prácticas, y la acústica del local debe ser un pilar fundamental del diseño de interiores.

Enhorabuena por interesarte en mejorar la acústica del local, y querer además que no se pongan esos techos desmontables horrorosos.

Absorbentes acústicos en la decoración del local

¿Qué materiales son absorbentes acústicos?

Acústicamente son los más eficientes los materiales más porosos y más flexibles. Pero a la vez necesitamos que sean materiales que no sean demasiado delicados y, preferiblemente que puedan quedar vistos.

Paneles de viruta de madera.

Tienen un coeficiente de absorción medio (medio malo…) pero al ser bastante rígido ofrece otras ventajas:

  • se pueden colocar en grandes superficies pues no pandean
  • se pueden pintar con facilidad sin perder (demasiado) capacidad absorbente
  • también funcionan como aislante térmico, por lo que es frecuentemente utilizado en parkings para recubrir la entrada a los edificios.

La marca más frecuentes es Heraklith

Espuma acústica.

Aunque hay hoy en día infinidad de espumas denominadas acústicas, solo vamos a representar las dos que realmente funcionan. Aquí distinguimos espumas de

  • Espuma acústica de melamina: En general presenta mejores condiciones técnicas (ignífuga, acústicas, paso del tiempo). Está fabricado por una espuma ultraligera, es semiflexible, alta resistencia al paso del tiempo y, en caso de incendio, es muy resistente, no genera humo y cuando se quema no genera brasas.
  • Espuma acústica de poliuretano: está fabricado a partir de poliuretano en base de poliéster. Presenta una densidad baja, flexible, elástica y sus poros son pequeños. Es menos eficiente acústicamente, pero claro, más barato.
Placas de poliester

Se trata de unas fibras de poliester prensadas, que se pueden adquirir ya teñidas de color que se desee. Es eficaz especialmente es frecuencias altas, pero relativamente ineficaz en frecuencias bajas.

Pero lo menos atrayente es su precio, pues resultan en conjunto bastante caras. Lo ideal sería combinarlas con un techo acústico sencillo o barato, y luego colocar islas o elementos de este material como decorativo y acústico.

Lanas minerales

Se suelen utilizar para las partes intermedias de las paredes de pladur al no quedar vistas. También los habéis visto recubriendo los tubos de aire acondicionado, para absorber el ruido.

En general, recomendamos rellenar con fibras minerales todo hueco de instalaciones, especialmente donde haya maquinarias o pasos de fluido que pueda hacer ruido.

Las fibras minerales son muy baratas y excelentes absorbentes acústicos, pero no se pueden quedar vistas pues vierten unos polvos que pueden ser perjudiciales para la salud.

En este caso, como estamos hablando de materiales absorbente en la decoración nos centramos en los paneles absorbentes tipo Islas acústicas hecho con la fibra de vidrio amarilla de toda la vida, pero un poco prensada y con un fieltro que recubre la superficie. Eso le da un aspecto liso e impide que las famosas virutas salgan a la superficie.

Las marcas que más los han comercializados son ecophon y rockfon.

Son realmente una buena alternativa al diseño y sinceramente, como arquitecta, son la mayor competencia a sineco. (Esto es un guiño en confianza para todo el que siga leyendo a estas alturas)

Tenemos que nombrar como absorbente también la lana de roca, solo superficialmente, pues se distingue poco de la lana de vidrio. La lana de roca es ligeramente más absorbente y un poco más caro. Pero en lo que se refiere a la decoración, no hay forma de encajarla….

¿Dónde colocarlos?

Con respecto a la distribución de las superficies que absorben el sonido, se debe buscar la distribución más uniforme posible en la superficie de la habitación.

Hemos representado diferentes colocaciones calificándolas como “favorables” y “desfavorables”

Materiales  de  absorción  acústica  empleados  en  el  diseño  de 
interiores.
Colocación material absorbente. Fuente «Raumakustik im Alltag» de Christian Nocke

Dado que el sonido se propaga de forma tridimensional, es muy recomendable que las superficies absorbentes de sonido se coloquen en al menos dos, e idealmente en las tres direcciones espaciales, entre paredes y techos.

Al menos 1/3 de la superficie absorbente debería estar en otra superficie que no sea el techo.

Especialmente en aulas o salas de conferencia, donde haya un orador, es importante que una parte de la pared contraria esté cubierta por material absorbente, y que la pared detrás de él por material reflectante.

Cómo evitar ecos flotantes. Fuente «Raumakustik im Alltag» de Christian Nocke

Techos acústicos perforados – Difusores acústicos

En algunos casos no se trata tanto de absorber el sonido, sino de manejarlo correctamente y llevarlo a dónde a nosotros nos interese.

Es el caso por ejemplo de una sala de conciertos, dónde es importante que el sonido llegue a las filas del fondo con suficiente intensidad, y luego no rebote para no crear ecos.

Los difusores por otra parte, rompen la onda del sonido, y con ello cambian la propagación. Esto a veces da la sensación de que ha disminuido, al no haber una reverberación tan clara, pero la energía no se ha transformado, sino solo se ha dividido.

Este sistema tiene las siguientes ventajas e inconvenientes:
  • Ventajas:
    • la superficie lisa se mantiene en la estética deseada, ya sea madera, o yeso liso para poder pintar más tarde. Recordemos que los absorbentes acústicos puros no se pueden pintar, sino perderían gran parte o la totalidad de las cualidades acústicas.
    • Las perforaciones funcionan como difusores acústicos, de forma que rompen la onda y cambian la propagación del sonido
  • Inconvenientes: Solamente la superficie de las perforaciones está absorbiendo el sonido, el resto, es puramente reflectante. Por ello, como absorbentes acústicos son mucho menos eficientes, sobre todo en frecuencias medias y altas.
El tamaño y la forma de las perforaciones es clave para el comportamiento acústico:

Aquí el tamaño si importa.

  • Dado que lo que absorbe realmente es el material de detrás, cuanto mayor sea la superficie perforada, mayor será la capacidad absorbente del techo.
  • Dependiendo del tamaño de la perforación, se comportará mejor o peor a unas determinadas frecuencias. Por eso sería lo más conveniente acústicamente, el techo que tiene diferentes círculos. No es el más estético de todos, pero depende de la ocasión…

Los techos acústicos con este sistema más conocidos son dos fundamentamente:

Techos perforados de cartón yeso.

Los de toda la vida. Me parecen adecuados cuando no existe ninguna otra opción. Son los más baratos, y tiene un comportamiento acústico aceptable. Nos referimos claramente a techo Knauf D12.

Techos perforados de madera.

Los techos de madera perforados se utilizan especialmente para auditorios, salas de música y de conferencias. Como hemos explicado antes, en estos casos hay que jugar muy bien con la superficie absorbente y reflectante, porque en este caso no se trata solamente de eliminar ecos, sino de dirigir sabiamente el sonido.

Son los más caros, pero combinan estética, absorción y reflexión.

 Materiales  de  absorción  acústica  empleados  en  el  diseño  de 
interiores.

La marca más conocida para estos casos es decustik.

La importancia de la geometría del local

La forma más desfavorable en cuanto a la acústica sería un cubo: tiene todos sus lados paralelos y una gran altura.

Para que nos entendamos (cuidado, viene una parte un poco técnica)

Según la formula de Sabine el tiempo de reverberación:

 Materiales  de  absorción  acústica  empleados  en  el  diseño  de 
interiores.

Lo que queremos es reducir el tiempo de reverberación al mínimo, cuanto más bajo, mejor será la inteligibilidad de la palabra.

Esto se traduce que cuando mayor sea el volumen, mayor tiempo de reverberación, cuanto mayor sea la superficie absorbente, menor.

Vamos a ver 3 formas de evitar la aparición de reverberación en forma de ecos.

  • Puedes crear una estructura en la pared para provocar reflexiones difusas. Esto se puede con el material que recubre la pared, como cortinas, o poniendo por ejemplo estanterías con muchos libros, o diseñando la pared con paneles en diferentes ángulos.
  • Diseñar desde proyecto una pared inclinada, de al menos 5 º. De esta forma también se rompe la reflexión debido a las paredes paralelas.
  • Colocar superficie absorbente en una de las paredes, o mejor aún, en las esquinas de forma inclinada. Esto también romperá las reflexiones de forma asimétrica.

En habitaciones en las que un lado tiene más de 9 m, siempre habrá reflexiones que se asemejen a ecos. Al solaparse con el sonido del interlocutor, provoca una disminución de la inteligibilidad de la palabra.

En el caso de salas con muchos oyentes, es preferible la solución con planos inclinados a la colocación de material absorbente, pues la presencia de muchas personas ya supone una superficie absorbente suficiente según cálculo (mira, una utilidad de las personas en la que no habías pensado 😉)

En salas de conferencia, o de actuaciones con una posición definida del orador, es necesario disponer detrás del conferenciante de superficie reflectante, para dirigir el sonido hacia la sala de nuevo.

Según la DIN 18041, la normativa alemana en la que siempre nos guiamos, se aconseja aprovechar ese espacio para absorbente de bajas frecuencias.

 Materiales  de  absorción  acústica  empleados  en  el  diseño  de 
interiores

Soluciones caseras vs panel acústico decorativo. ¿Cuál elegir?

El mito de los cartones de huevo

En los locales de ensayo de antaño siempre se vieron las paredes recubiertas de cartones de huevo. Ahora, después de leerte el post ya sabes porqué, ¿verdad?

Debido a su geometría y su textura rugosa los cartones de huevo son difusores acústicos, y muy levemente, absorbentes acústicos. Trata de soplar en un cartón de huevo. Hombre, con mucha fuerza a lo mejor algo de aire traspasa. Se puede rellenar los huecos de atrás con fibra de vidrio, y eso mejoraría el comportamiento.   

Lo que sí es importante destacar es que las hueveras son pésimos aislantes acústicos.

Imagínate cuanta masa aportan unos cartones: no aportan NADA.

Si estás teniendo problemas con los vecinos para mejorar el aislamiento acústico debes incorporar revestimientos del tipo placa de yeso (Trasdosados y techo suspendido acústico), es decir materiales que aporten masa dejando espacios huecos entre las superficies existentes. Además, esos «huecos» los deberás rellenar con lana de roca de entre 20 y 70 Kg/m2. Mas o menos como si quisieras hacer una caja dentro de la habitación.

¿Cuáles serían las soluciones caseras?

A lo largo del post nos hemos referido a qué alternativas serían las soluciones caseras para mejorar la acústica. El problema, es que no siempre están acorde con la decoración y especialmente con el gusto del usurario. Ahora verás porqué:

  • ¿Lo mejor? Las cortinas. Y si se trata de cortinas absorbentes, mejor. Estas son las que son gruesas, incluso, aún mejor, mantas, las que vemos por ejemplo (¡no es casualidad!) en los teatros. Este material no solo absorbe, sino que además es difusor con los pliegues creados.
  • Los manteles de tela. Y si son manteles gruesos, mejor. Y si cuelgan hasta el suelo, mejor. Todo por las mismas razonas que poner cortinas.
  • Alfombras. Esto no solo es por el ruido aéreo, sino por el ruido de impacto. Se oirán menos las pisadas producidas por los tacones, por el mover de las mesas y de las sillas, y, por lo tanto, habrá menos ruido en la sala.
  • Sofás, colchones, cojines. Antes se ponían en las salas de ensayo caseras colchones antiguos pegados a las paredes. Eso si que es un excelente absorbente acústico. El efecto en la acústica de la sala es proporcional a la superficie: por ejemplo, en un dormitorio, la cama ocupa casi la mitad de la superficie de la habitación, por lo cual es suficiente para mejorar la acústica. Para un local, restaurante, habría que poner muchos colchones escondidos para que supusiera una mejora en la acústica.
  • Plantas. Las plantas en si no son absorbentes acústicos pero difusores, y una buena cantidad de plantas va a mejorar ligeramente la acústica de la sala. Pero igual lo harían estanterías de libros o mucho mobiliario.
  • Paneles absorbentes en lugares escondidos. Estos paneles los puedes comprar en Leroy Merlín, o Amazon y los puedes colocar con grapas o pegamento por ejemplo debajo de las mesas, de las sillas, detrás de las cortinas o detrás de los libros de las estanterías. Asegúrate de colocarlos en lugares dónde llegue el sonido, o detrás de un material que deje pasar el aire. Quiero decir, de poco sirve poner espuma acústica, y delante una pantalla enorme, o una pizarra, que no dejan pasar el sonido e impiden que el absorbente haga su trabajo.

¿Cómo hacer un panel acústico casero?

La siguiente opción es construir tus propios paneles acústicos caseros.No es difícil, nosotros mismos en la universidad hicimos varias pruebas con buenos resultados.

Hay de varios tipos, dependiendo de tus capacidades como manitas, y del tiempo del que dispongas. Recuerda, además, que, para obtener resultados notables, deberás cubrir al menos el 40 % de la superficie del local con los paneles acústicos.

Si tienes una habitación para grabar, un home cinema o una sala para escuchar música de aproximadamente 12 m2, tendrás que poner por lo menos 5 m2 de paneles, o sea, unos 5 paneles caseros, lo que sería factible. Si tienes un restaurante de 50 m2 tendrías que hacer 20 paneles caseros, lo que saldría carísimo…

Paneles tipo cabecero de cama.

Solo hay que hacerse con tablas de madera, espuma absorbente, o fibra de vidrio, y tela para recubrirlo. Este es un buen ejemplo. La tela puede ser de sábanas, o impresa. Cuanto mas permeable mejor. Recuerda soplar en la tela y así comprobarás la permeabilidad.

Paneles tipo cuadro.

Se trata de hacer un marco de madera, rellenarlo con espuma o fibra de vidrio (o lana de roca) y recubrirlo con la tela de nuevo. La ventaja es que en este caso habría una cámara de aire detrás del material acústico, con lo que sería aún más eficaz que el tipo cabecero.

Diferencias entre material absorbente acústico y aislante acústico

Par entender esta diferencia, hay que explicar los conceptos aislamiento y acondicionamiento acústico.

Aislamiento acústico

El aislamiento acústico es la capacidad de una pared o de un material de impedir que el sonido pase de un lugar a otro. Por ejemplo, cuando queremos aislar nuestra discoteca para que el ruido no moleste a los vecinos.

La capacidad de aislamiento de un material depende de la frecuencia del sonido. Por así decirlo, el hormigón aislará más a frecuencias bajas, como el “bum bum” de las discotecas, y el cartón yeso a frecuencias altas como el habla. Por eso, las paredes que están compuestas por varios materiales son más eficaces, porque cubrirán un mayor rango de frecuencias.

Si vamos a utilizar una pared o un techo de un solo material, lo mejor sería utilizar un material pesado y denso, tipo hormigón, o acero.

En el caso de una multicapa, lo mejor sería la combinación de distintos materiales pesados, y para optimizar al máximo, un material absorbente entre ellos.

Estos materiales no dejaran pasar el sonido, por lo que rebotará y volverá a la misma sala de origen.

Acondicionamiento acústico

El acondicionamiento acústico, en cambio, trata sobre la mejora de la acústica en el mismo local, reduciendo posibles ecos y reverberaciones, para así aumentar la inteligibilidad de la palabra, y que las personas se encuentren más a gusto.

Ahora vamos con los materiales absorbentes acústicos.

Los materiales absorbentes se caracterizan por ser porosos y ligeros. Los puedes distinguir si al soplar dejan pasar el aire. Estos pueden ser telas o espumas. Por eso son absorbentes los sofás, los colchones, cojines, manteles o cortinas.

Si quieres profundizar más en lo que es el aislamiento acústico y acondicionamiento te recomendamos que leas el nuestro post al respecto.

Tipos absorbentes acústicos (parte más técnica y teórica del post)

En la construcción tenemos básicamente 2 tipos de absorbentes acústicos, que se distinguen por la forma en la que transforman y absorben la energía del sonido.

Con ello el espacio será más silencioso y, además, debido a un cambio en las reflexiones, también se modificará la propagación del mismo.

Al colocar una absorbente acústico cerca de una fuente sonora, el sonido se propagará con menor intensidad.

Estos dos absorbentes se comportan de forma diferentes dependiendo de las frecuencias. Los materiales porosos aumentan su nivel de absorción según va subiendo la frecuencia, es decir se comportan bien en las medias y altas frecuencias.

Los resonadores, en cambio, experimentan un pico de absorción en unas frecuencias bajas, para después disminuir rápidamente.

Adjunto un pequeño gráfico ilustrativo.

Curva absorcion resonador acustico - materiales absorbentes acusticos decoracion

Absorbentes porosos

Hemos tenido que distinguir entre la parte más técnica del post, y una más amena y práctica para que cada uno lea la que más le interese.

En el caso de los absorbentes porosos, la conversión de la energía del sonido en energía térmica tiene lugar directamente por fricción en una estructura porosa. Los absorbentes porosos son a menudo materiales de poros abiertos o fibrosos como espumas o fibras minerales.

El grado de absorción de un material depende de las siguientes características:

  • Porosidad del material. La porosidad se define en la acústica como la proporción de volumen de aire en un material. Hay que tener cuidado con la superficie del absorbente poroso: Al pintar un techo acústico de poros abiertos, el efecto absorbente se puede reducir significativamente.
  • La resistividad al paso del flujo de aire. Solo hay que imaginarse soplar el material, y nos haremos una idea de este valor…
  • El espesor del material. Para dimensiones de paneles habituales de unos pocos centímetros, los absorbentes porosos son efectivos en el área media y alta de frecuencias. Utilizando paneles de espesor elevado también se pueden reducir las bajas frecuencias, pero esto normalmente poco práctico debido a la falta de espacio.

Luego, más abajo en el post, describimos cuáles son estos materiales en la práctica y cómo sacar su máximo potencial.

Resonadores de membrana y Helmholtz

Se utilizan en determinados espacios arquitectónicos, como en salas de concierto, estudios de grabación, home cinema salas de música, para absorber o corregir las frecuencias por debajo de los 500 Hz, es decir bajas frecuencias. También se suele combinar con las trampas de graves.

Hay 3 tipos, de membrana, de cavidad Helmholtz simples o múltiples.

Materiales  de  absorción  acústica  empleados  en  el  diseño  de  interiores - Resonador de membrana
Resonador de membrana, de Helmholtz simple y múltiple

Resonador de membrana

Están formados por una lámina de un material no poroso que tiene cierta flexibilidad y colocado a cierta distancia de tabique o forjado. Es un panel, placa de yeso, o madera normalmente y se juega con la densidad del panel y la distancia al forjado.

¿Cómo funciona? Al incidir la onda, este entra en vibración produciéndose una perdida energética a una determinada frecuencia. Esta frecuencia se le llama frecuencia de resonancia. Así pues, tendremos una respuesta centrada en esa frecuencia. El espesor del panel debe ser <2 mm y la distancia del panel a la pared o panel trasera de aproximadamente 80 cm.

El material del cual suelen estar hechos estos resonadores es madera. Al final, la construcción consiste en fabricar un cajón de madera. Para los laterales y la tapa trasera del mismo podemos usar contrachapado de 10 mm de espesor, o directamente madera de, por ejemplo, pino.

Resonador de Helmholtz. De cavidad simple

El principio mecánico: es una cavidad, un volumen detrás del panel. Es un sistema masa-muelle en una determinada frecuencia de resonancia. Al igual que ocurre en los resonadores de membrana.

Resonador múltiples de cavidad Helmholtz.

Tenemos varios cuellos de botella, y se comparte la cavidad. Son paneles de madera perforadas en salas de conferencia.

Masa es el panel, y el muelle es la cavidad de aire que se comparte. Si se añade absorbente acústico en la cavidad, lo que se consigue es que se disminuye el pico de absorción en la frecuencia de resonancia, pero se aumenta la absorción en frecuencias colindantes.

Terminando…

Si lo que quieres es mejorar la acústica de tu local para reducir el nivel de ruido y que el espacio sea más confortable, deberás colocar superficie absorbente ya sea en el techo o en las paredes, y preferiblemente en los dos.

Los materiales absorbentes acústicos son todos los materiales porosos, desde las cortinas, manteles, o cojines, hasta paneles acústicos decorativos, tanto caseros como comprados para ellos.

Para saber qué eficiente es el material, basta con soplar a través y comprobaras la permeabilidad. Cuánto más porosos, menos superficie necesitarás colocar, pero cuenta con que debería haber un 40 % de la superficie del local en material absorbente.

Espero que con este mega-post te haya quedado claro cuáles son los materiales absorbente en el mercado, y sus cualidades estéticas y acústicas.

Si tienes cualquier duda de cuál es el mejor material para tu proyecto, ponte en contacto con nosotros y te asesoramos.